Lección 281.  Nada, excepto mis propios pensamientos, me puede hacer daño.

Esplicito Lección 281. Nada, excepto mis propios pensamientos, me puede hacer daño.

0 0 6 mesi fa
Padre, Tu Hijo es perfecto. Cuando pienso que algo o alguien me ha hecho daño, es porque me he olvidado de quién soy y de que soy tal como Tú me creaste. Tus Pensamientos sólo pueden proporcionarme felici­dad.

Autore

Seguici su Facebook

Copyright 2019 - Spreaker Inc. a Voxnest Company - Crea un podcast - New York, NY
Aiuto